Me amo y me cuido

Darse un tiempo para hacer lo que más nos gusta, abrazarnos a penas nos vemos al espejo, halagarnos “no por egocéntricas sino por levantarnos el autoestima”, compartir con las personas que amamos, respetarnos y sobre todo cuidarnos en todos los aspectos de la vida.
Nunca olvides hacerte tu rutina de cuidado facial, esa es otra “insignificante” pero muy gratificante forma de cuidarnos. A penas nos levantamos es muy importante agradecer a tu poder superior por una nueva oportunidad de vida y/o meditar, luego de ese acto de nobleza con nosotras mismas, es muy importante lavar nuestro rostro.

¿Por qué es importante lavarlo? Nuestro rostro recibió partículas de polvo, suciedad y partículas de sebo a lo largo de nuestro descanso, por las almohadas sucias, el aire, sábanas, etc.

En los personas me encanta la cosmética natural y el jabón facial de rosas mosqueta y manzanilla es perfecto para pieles sensibles. El jabón facial de arcilla verde, carbón activado o glicerina con chía es ideal para pieles grasas, y por último para pieles secas es excelente un jabón que contenga manteca de karité, para pieles mixtas uno de avena y miel.

Después de lavar tu rostro, debemos prepararlo para que reciba todos los nutrientes, aplicamos un tónico facial para poder recibir posteriormente una crema o serum hidratante para nuestro rostro. ¿Cómo saber si uso serum o crema hidratante? Para pieles secas es conveniente usar cremas hidratantes o serum, los dos van actuar excelente en tu piel con tendencia seca; el serum en este caso es una fórmula más ligera en forma de gel y nutritiva entonces es ideal para una piel grasa o mixta.

Después de aplicarte crema o serum hidratante es muy importante colocarte un contorno de ojos para hidratar esa zona y eliminar posibles signos del envejecimiento prematuro. Al final colocamos el maravilloso bloqueador y pues está parte es la más importante de todas.

El sol daña de sobre manera nuestra piel, por esta razón debemos siempre colocarnos bloqueador, es la única forma en la que vamos a tener un rostro sin manchas y tampoco arrugas, es preferible que lo coloques después de haber hidratado tu rostro por lo qué hay bloqueadores que resecan la piel. Ese es el 50% del proceso de rutina facial, es importante tomar agua para tener un rostro impecable y sobre todo alimentarse de una forma correcta para evitar comedones. Por esta razón ¡Me amo y me cuido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *